Campaña ciclista de la EMT. Un remake falso y oportunista.

Madrid a 21 de julio de 2017.

Por Carlos Blanco @deteibols

El ciclopopulismo de Ahora Madrid y del gerente-pulpo Transxte (EMT, BiciMAD y Teleférico/ Álvaro F. Heredia), no tiene límites. Ahora, nos la quiere meter, la campaña, doblada, y lo peor, es que se la está metiendo más a los ciclistas vehiculares que a los carrilbicistas. El mono de la carrilbicina prometida, pobres incautos, los tiene muy soliviantados a los segundos y, el calor estival, atontolinaos a los primeros.

Campaña original. Abril 2017.

El remake de la campaña original del mes de abril de 2017, “Yo te veo. ¿Tú me ves?”, que apoyé porque era cojonuda, coincide, de ahí el oportunismo, con la expansión de los 24 kms de carriles bus-taxi-moto que la EMT tiene planeado distribuir por toda la ciudad. Nada que objetar al desarrollo del transporte público…mientras no traiga aparejado, como si de un daño colateral se tratara, la expulsión de ciclistas de la calzada de las avenidas principales. Por eso, hay que joderse, que el mismo gerente de la bici pública, sea el que, con el más poderoso de sus tentáculos, la EMT, te venda ahora que “La bici es un vehículo más en Madrid”, mientras, con la nueva configuración de estos carriles bus, te manda dos calles más al norte, a la acera o a usar el mismo carril bus de manera ilegal. No quiero pulpos de lo público al servicio de una causa política excluyente.

Este ciclista circula de manera ilegal por el carril exclusivo. A la izquierda hay un ciclocarril, pero, la señal vertical, no lo indica a los demás conductores. Calle Alcalá.

Para los que nos sois de Madrid, o no sois ciclistas urbanos, para aquellos que aún confían en que estos filibusteros de Ahora Madrid son pro-bici, explicaré brevemente el truco del almendruco. Todo comenzó en la avenida de la Albufera. Lo que fue un carril bus provisional con motivo de las obras de reforma de la línea 1 de Metro (verano 2016), acabó convirtiéndose en fijo en el siguiente mes de octubre. Cambiaba radicalmente la configuración de la vía y, los ciclistas, que hasta entonces circulábamos por el carril de la derecha, nos veíamos impelidos a usar el de la izquierda sin ningún tipo de protección normativa, campaña informativa o apoyo en materia de señalización vertical. Después de muchas demandas, conseguimos que se pintara el ciclocarril 30, pero, los odio, casi dos años después, siguen sin poner la señalización vertical adecuada.

Avenida de la Albufera en la actualidad. la señalización no indica la existencia del ciclocarril.
Señalización adecuada para este tipo de configuración viaria. Ahora Madrid, no las pone.

Esta nueva configuración viaria, se volvió a repetir poco después con el tramo de la calle Alcalá que va desde la plaza de toros hasta el cruce con Arturo Soria, sin que, a pesar de los requerimientos, se haya colocado señalización vertical adecuada ni adaptado el viario a la nueva configuración. Lo mismo, con la avenida de San Luis y, en estos días, con Monforte de Lemos. En estos dos últimos casos, quizás los más sangrantes, ni siquiera se ha pintado el ciclocarril. ¿Qué ocurre, en la práctica? Pues que el carril exclusivo expulsa al ciclista a otras calles, lo sube a la acera o lo acaba reconduciendo al propio carril bus por el que circula de manera ilegal y en el que queda desprotegido en caso de accidente. Madrid, no protege a sus ciclistas vehiculares. No es pro-ciclista, es pro-segregación ciclista.

Colocación de la nueva señal en calle Monforte de Lemos, hace unos días.
Calle Monforte de Lemos pintándose. Motos, carril bus, nada de ciclocarril 30, todo indica que la bici no es bien recibida en esta calzada urbana.

Por eso, cuando sale el pulpo Transxe y se erige como promotor de la bici en igualdad con el resto de vehículos, no tengo más remedio que darle en los morros. Esta campaña estival, no pretende otra cosa que limpiar la imagen de la expulsión colateral de ciclistas en la calzada libre que conlleva su política expansiva de carriles bus. Una campaña, olvidaros del cuento de la participación ciudadana, que no ha contado con las opiniones de los ciclistas urbanos y que ha sido “decidida”. Esperemos que desde la Coordinadora Ciclista de Madrid seamos capaces de encontrar una solución a este gran problema que nos expulsa de la calzada, aunque, se están dando mucha prisa para que sea demasiado tarde para revertirlo. ¿He dicho revertir? ¡Qué estupidez! La Movilidad de Manuela, es irreversible. Está blindada por cinco años.

Nota: Esta foto de portada está tomada en la calle Arturo Soria, en dónde hace 11 años el colectivo ciclista Bicilineal pide un carril bici segregado del tráfico.

Y termino con lo de falsa. Cualquiera que viera ese anuncio, ahora en color verde guay, pensaría que el Ayuntamiento de Manuela Carmena defiende a los ciclistas como un vehículo más en la calzada. Nada más lejos de la realidad. Hace unos días, en Ciclosfera, la alcaldesa de la bici abominaba de los ciclocarriles y, con motivo de la reforma de la Gran Vía, le dijo a todos los automovilistas madrileños que, en cuesta, los ciclistas, “paralizábamos el trafico”. Por si fuera poco, Carlos Corral, el encarrilador padre, llegó a calificarlos de “monstruos”, en declaraciones a un periodista del que no quiero acordarme.

Esta pesadilla segregadora y excluyente, elevada a los altares desde los medios afectos, tiene que acabarse. Este ciclopoplismo, que trabaja para encajar a los ciudadanos ciclistas en la nueva ciudad de los e-cars, no tiene límites. Es capaz de meterte, la campaña, doblada, y hacer creer a los madrileños que su política ciclista va encaminada hacia que la bici sea un vehículo más en la calzada de Madrid, cuando, lo único que quieren, es apartarnos de la circulación con inútiles carriles bici y subirnos a las aceras y a la zonas peatonales, jodiendo a los peatones. O sea, la Ordenanza de Inés Sabanés puesta en práctica en Madrid Central.

No aguanto más desprecios a los ciclistas urbanos de Madrid. Que se vayan. Y que se lleven al pulpo con ellos.

Carlos Blanco @deteibols

Texto y fotos, salvo captura de campaña EMT.

Escrito por
deteibols
Ver todos sus artículos
Responder

Escrito por deteibols