1578 0
1578 0

Madrid, a 21 de octubre de 2016

Moovit, la aplicación que informa del transporte público en más de 1200 ciudades del mundo (37 en España), viene a Madrid con ganas de dar protagonismo a la bicicleta urbana. Ademas de poder ofrecer a sus 1.2 millones de usuarios de la Comunidad el acceso a todas las líneas y paradas, la combinación de los diferentes tipos de rutas o la información del Aire de Madrid, quiere apostar por la bicicleta como medio de transporte alternativo. Por lo pronto, ya cuenta con la información de la red de estaciones de BiciMAD. Pero no es suficiente, amigos, otras aplicaciones ya lo hacen muy bien.

moovit-app-icon

En el encuentro que mantuvimos en La Bicicleta Café con Roy Bick, uno de los co-fundadores, y con buena parte del equipo de Moovit, tanto bloggers como periodistas especializados en el mundillo pudimos compartir nuestra visión y transmitir algunas de nuestras mejores ideas. Compartir y transmitir, si, porque en la mayoría de las ocasiones, tanto gestores privados como públicos de la Movilidad adolecen de una visión a pedales del tráfico de esta ciudad. Tan a sus cosas están, que se les olvida, por deformación profesional, poner, nombrar, la palabra mágica: bicicleta. Lo de “medio de transporte”, alternativo y complementario, de nota.

d3vjbu8j
Con Roy Bick, en el aparcabicis frente a La Bicicleta Café.

La presencia del pictograma de la bicicleta en el asfalto (CC30) o en la pantalla de un móvil son fundamentales; La existencia, es el principio de todas las cosas. Así, al abrir la aplicación de Moovit, la opción de iniciar el mejor recorrido es factible para peatones y los usuarios de transporte público pero no para los ciclistas ¡Nuestro tiempo también es oro, joder! Los ciclistas urbanos también queremos saber, también necesitamos ayuda. Queremos salir de casa planificando la mejor de “nuestras” rutas, calculando dónde está nuestro aparcamiento público más cercano o estar seguro de que si lo que está justo detrás de la estación de BiciMAD número 161 es el intercambiador de Príncipe Pío. Y la intermodalidad, plegable o no, de rabiosa actualidad como aliado frente a las adversidades.

Moovit tiene mucho trabajo por hacer con y para nosotros, y lo saben. Se han marcado un plazo. Los ciclistas urbanos somos una comunidad muy activa en redes y en imparable expansión, con o sin carriles bici. Somos una generación de usuarios que nos convertimos, día a día, pedaleando, en gestores de nuestra propia movilidad. Si Moovit es capaz de interpretar las enormes posibilidades que tenemos los ciclistas urbanos madrileños, con o sin asistencia, estará presente en nuestros manillares.

por @deteibols

In this article

Join the Conversation

Ir a la barra de herramientas